19 sept. 2014

Análisis Risen 3: Titan Lords


Piranha Bytes, empresa creadora de los juegos de la saga Gothic y otras ediciones de Risen, ha vuelto para traernos un juego de rol del puro estilo clásico.

El mundo de Risen 3 ha sido abandonado por los dioses y está sufriendo a causa de las Guerras de los
Titanes, cuando una nueva amenaza emerge del suelo. Un joven guerrero es atacado desde las sombras y despojado de su alma; partirá para recuperar lo que ha perdido entre la oscuridad que se está extendiendo por todo el mundo. Los magos expulsados pueden ser poderosos aliados en su misión. Para conseguir su ayuda, tendrá que encontrar el santuario de los magos en Taranis, también conocida como la Isla del Trueno...

Protegidos por los guardianes, los magos buscan cristales cargados de energía mágica en las minas de Taranis. ¿Se unirá el jugador a los guardianes para entrar en contacto con los magos? ¿O elegirá otro de los gremios de Risen 3 para alcanzar sus objetivos? El juego comienza con un tutorial básico pero completo.

Nada más comenzar nos enseña muy bien cómo funciona todo y que posibilidades tenemos en el juego, además de hacer un inesperado giro en el argumento nada más comenzar.También veremos desde el comienzo que el juego está cargado de bromas y que nos hará pasar unos buenos ratos de diversión y risas. No dejéis de hablar con nadie porque además de esas historias ganareis puntos
de Gloria que necesitareis durante todo el juego, además de descubrir nuevos sitios y misiones secundarias...


Análisis de: Ramón Gomez