20 jun. 2016

Análisis République

Disponible ahora en versión física y en exclusiva para Playstation 4

Republique, un juego de acción y sigilo conformado por cinco episodios, sale en edición física, con la versión estándar un una especial llamada Contraband Edition.


 Antes de empezar, si el título del juego te suena, es porque ya había salido, al menos casi todos los capítulos pero no para consola, si no para Smartphone. Visto que gusto a la comunidad se ha decido llevar a Playstation 4 y por ello aquí lo tenemos para vosotros.

En République sentiremos los peligros de la vigilancia del Gobierno en la era de Internet donde nuestro objetivo será proteger y ayudar a escapar a Hope, una joven que está cautiva en Metamorphosis, un sombrío Estado totalitario gobernado por el omnipresente Overseer (Supervisor). Para ello tendremos que ir hackeando la compleja red de vigilancia de esta nación secreta y resolviendo desafiantes puzles.

La mecánica del juego es sencilla aunque no por ello mala. Controlaremos tanto a nuestra protagonista como a un ‘amigo’ que no sabremos muy bien qué o quién es. Lo que si sabemos con claridad es que este amigo se dedicará a estructurarnos el camino, a abrir las puertas que este en su mano, a darnos una visión de lo que tenemos delante, y sobre todo a ayudarnos con todo lo que sea posible.

La ventaja para nosotros es que al ser un sitio tan controlado por este grupo es que tienen cámaras de vigilancia por todas partes, y ellos no saben que para nosotros será una ventaja a la hora de escapar del cautiverio. Iremos moviéndonos de cámara en cámara para encontrar todo tipo de secretos, para ir abriendo puertas, e incluso cuando consigamos algunas mejoras que nos ofrece el juego, despistar a los guardias. No serán demasiadas las opciones a elegir en cada momento, los caminos están minimizados, pero algo de libertad nos dan para ejecutarlos como nos plazca.

Aprendernos los patrones de movimiento de los guardias nos ayudará. No todo estará a nuestro alcance. Habrá que encontrar mejoras del software que usamos para desbloquear nuevas salas e ir avanzando durante la historia. Además el uso de estas opciones estará limitado por el agotamiento de la batería, que supondrá otro impedimento, pero fácil de solventar si encontramos un lugar donde cargarla.

Por si escapar no nos pareciera ardua tarea o queremos ampliar el tiempo de la historia, hay un montón de cosas para recoger, desde disquetes a periódicos, o carteles informativos, todo con un toque retro y dando información tanto útil como desveladora de la trama en la que estamos metidos.

Como ya habrás deducido haremos más uso del amigo virtual que de la propia Hope. Con él tendremos que marcar todo, ir encontrando por donde avanzar, y una vez este todo listo, solo tendré que mover a Hope hasta este luego, pero claro, ten cuidado porquelos guardias estarán siempre alerta y en todas partes, para esquivarlo y rebasarlos si usaremos el sigilo, y el momento exacto para pasar con nuestra protagonista por donde no pueda ser vista.

Los puntos a destacar son importantes siempre, pero los negativos también hay que tenerlos en cuenta para que sepamos de primera mano el producto que nos vamos a encontrar. Uno de esos puntos negativos son los tiempos de carga, que no son excesivamente largos aunque sí bastante frecuentes.

Cada vez que cambiamos de sala nos pega ese pequeño corte que nos hace desesperar, e incluso a la hora de cargar nuevas escenas. Tampoco se sabe porque esos cortes tan frecuentes ya que el nivel gráfico no es demasiado exigente, ni los escenarios demasiado grandes. La colocación de las salas que nos encarcelan, no tengo claro si es un punto bueno o malo porque cada vez que nos atrapan nos mandan a una especia de prisión de la cual escaparemos con facilidad pero lo curioso es que hay tantas que a veces nos será incluso más provechoso ser capturados y escapar de esta sala que sortear a los guardas para pasar por una determina zona.

Está claro que no nos gusta repetir mucho, ni volver a recorrer una zona muy amplia por haber muerto o en este caso haber sido atrapados, pero tampoco está bien que ser atrapados sea casi mejor que avanzar. Decir que no siempre que somos visto por los guardias pueden apresarnos porque hay varios medios para escapar de ellos como correr o usa un taser para noquearlos, pero si no tenemos cuidado y agotamos los recursos no tendremos escapatoria.

Si estáis planteando obtener la edición especial puedo deciros que esta incluye el siguiente contenido extra: Manifiesto (160 páginas, 5.4” x 6.7”), un épico libro autobiográfico, escrito por James Clinton Howell, detalla la filosofía de vida del Overseer (Supervisor) dentro de Metamorphosis. Pero Zager, un revolucionario residente en esta nación secreta, ha robado una copia y ha llenado sus páginas de incontables mapas, pistas y ficción adicional, volviendo las palabras del Overseer en su propia contra y proporcionando a los jugadores la mejor guía estratégica de République; Disco con la banda sonora original ( République: Selected Works of Zinc LeMone ) que contiene 25 pistas que aparecen en todos los episodios del juego, desde el 1 hasta el 5; y la Caja coleccionista contenedora.

Conclusión:

République es un juego curioso, a la vez que original. No llega para estar entre los grandes del mercado pero si para ser destacable en su peculiar género. Una alternativa bastante buena a tanto shooter y/o juego de rol que estamos recibiendo, llegando a ser un juego largo y que engancha, queriendo en cada momento avanzar un pasito más hacia tu libertad.